GOYA Y EL LENGUAJE DE LOS SORDOS

0

GoyaGOYA Y EL LENGUAJE DE LOS SORDOS


Goya pintó en 1812 un lienzo con donde aparecía por primera vez el lenguaje de signos para sordos. Consiste en veinte dibujos de configuraciones de una mano derecha que representan veintiuna letras del alfabeto español (excluidas ‘k’, ‘x’ y ‘z’), más los dígrafos ‘ch’ y ‘ll’, dispuestas del siguiente modo: en la primera línea, ‘a’, ‘b’, ‘c’, ‘d’, ‘e’; en la segunda, ‘f’, ‘g’, ‘ch’, ‘i’, ‘l’, ‘m’; en la tercera, ‘n’, ‘o’, ‘p’, ‘q’, ‘r’, ‘s’, y en la cuarta, ‘t’, ‘u’, ‘y’.

En los casos en que Goya dibuja el movimiento de arco de círculo, indicado por el artista con un trazo grueso, representa que describiendo dicho movimiento las letras son dobles; así la ‘i’ se transforma en ‘j’, la ‘l’ en ‘ll’ y la ‘n’ en ‘ñ’.

Y es curioso que tuviera que ser la sordera de un pintor real como Goya la que motivara este hecho, porque el primer alfabeto para sordos lo ¡Inventó un español, Juan Pablo Bonet (1573-1632).
De hecho, la sordera de Goya animó a Godoy a interesarse por los problemas de los sordomudos y en 1795, por primera vez en España, se destinó en las Escuelas Pías de Lavapiés, en Madrid, una aula para la enseñanza de sordomudos, y ya en en 1800 se abrió para ellos el primer colegio.
Allí a los sordomudos se les enseñaba oficios como los de ebanista, tallista o joyero, zapatero, sastre, encuadernador o jardinero.

Por Javier Gallego 

Dejar respuesta