El casco mío

0

santa-maria-la-mayor

El casco mío

La resaca de las burbujas inmobiliarias y de la época de los edificios horteras nos ha ido dejando paulatinamente espacio mental para la recuperación de muchos cascos históricos en España.
Ciudades que afortunadamente nunca dejaron de cuidarlo y otras que, aunque tarde, se han dado cuenta de lo que tenían e intentan salvar lo que queda. Sin ánimo de entrar en los destrozos que ha sufrido el nuestro a lo largo de los tiempos, en cierto modo conforta saber que poco a poco volvemos a mirar a esta zona con la consideración que merece, como la joya que es.
Unos cuantos valientes se han arremangado y han apostado por el Casco de Talavera. Otros nunca dejaron de creer en ello y han aguantado carros y carretas. Y faltan muchos más por llegar.
Estoy convencido de que el proceso para tener un Casco atractivo y lleno de vida es imparable. Sólo es cuestión de tiempo. Al fin y al cabo, somos la tercera ciudad en patrimonio de la región.

Dejar respuesta